Comenzando por lo básico. Las presuposiciones.

En la organización en la que trabajo llevamos algún tiempo difundiendo y practicando las actitudes y las habilidades de la PNL entre un grupo de profesores.

Los profesores con los que estamos en esta labor se dedican a la iniciación profesional de jóvenes entre 16 y 18 años con un perfil de fracaso escolar, desinterés por los estudios, un porcentaje amplio de inmigrantes … Uno de los análisis que se ha hecho desde siempre en esta organización es que si la enseñanza “tradicional” no ha funcionado con estos jóvenes, no se puede pretender repetir los mismos esquemas y esperar resultados diferentes, por lo que es necesario utilizar herramientas nuevas que ayuden a su educación.

En este contexto, tras una serie de conversaciones informales con varios de ellos, me pidieron que fuera explicándoles conceptos básicos de PNL y estudiáramos la manera de incorporar nuevas formas de actuar en su labor educativa. Me temo que no sabían muy bien dónde iba a acabar el viaje que comenzaban, y yo tampoco, pero nos pusimos manos a la obra y comenzamos a trabajar.

Y para comenzar, lo básico: las presuposiciones. Tomemos las presuposiciones básicas:

  1. El mapa no es el territorio.
  2. Una persona realiza la mejor elección entre aquellas que le parecen posibles. El individuo con más alternativas tiene el control.
  3. Todo comportamiento se orienta a la adaptación: cualquier comportamiento representa la mejor opción disponible en ese momento.
  4. Toda conducta tiene una intención positiva o alguna vez la tuvo, y es útil en algún contexto.
  5. No se puede no comunicar.
  6. El nivel inconsciente de la comunicación es el más importante.
  7. El resultado de la comunicación es la respuesta que obtenemos, independientemente de nuestra intención.
  8. La resistencia es una respuesta provocada por la inflexibilidad del comunicador.
  9. Vida y mente son sistemas en proceso continuo de transformación.
  10. Las personas tienen todos los recursos necesarios para realizar los cambios deseados en sus vidas.
  11. Todas nuestras experiencias de vida están registradas en nuestro organismo y sistema neurológico.
  12. Mente y cuerpo son un mismo sistema.
  13. La forma más fácil de adquirir una conducta o solucionar un problema es dividirlo en partes pequeñas.
  14. No hay fracasos en la comunicación, sino resultados.
  15. El marco en que se percibe una situación determina el sentido que se le otorga.
  16. Los seres humanos son siempre más complejos que las teorías que los describen.

Lo primero que hicimos fue ir comentando las presuposiciones, ver qué significaban para cada uno las presuposiciones y cómo podían aplicarlas en su labor como educadores. Evidentemente, las cuestiones que suscitaban eran dispares, en función de las experiencias de cada uno, y mientras algunas eran fácilmente aceptadas (con un “toma, claro”), otras suscitaban una gran polémica (recuerdo especialmente aquella que dice que no hay fracasos, sólo resultados, … uf, la discusión fue tremenda).

Para sorpresa de algunos profesores, que quizá esperaban una serie (otra más) de recetas para aplicar en el aula y el taller, la mayoría de las conclusiones se aplicaban directamente a su actitud y comportamiento como educadores, algunas de ellas de forma especialmente acertada.

Y esta es una de las reflexiones que quiero dejar hoy: en nuestra labor como educadores lo más importante es nuestra actitud. Y aquí hablo de casi todas la personas, no me ciño sólo a los profesores, también podemos aprender los padres y las madres, aquellas personas que tienen gente trabajando bajo su mando, las relaciones con los familiares … cualquier tipo de relación.

Para reflexionar:

Piensa una relación existente que quieras mejorar. Con ella en mente repasa la lista de presuposiciones. Detente un momento en cada una de ellas. ¿Nos hace reflexionar? ¿Qué pasaría si adoptáramos estas presuposiciones como criterio de actuación? ¿Cómo cambiaría mi propia manera de comportarme? ¿Cómo cambiaría la relación?

Anuncios

One thought on “Comenzando por lo básico. Las presuposiciones.

  1. Totalmente de acuerdo, la ACTITUD es el fundamento sobre la que emerge la acción,los hábitos y comportamientos… Si incorporamos estas presuposiciones, si las integramos, estaremos flexibles y creativos… ensancharemos nuestras mentes y nuestros corazones… y las de quienes nos acompañan por el camino de la vida.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s